Las Calificadoras de Riesgo: su origen, sus procedimientos de evaluación y sus diferencias competitivas

Calificadoras de Riesgo origen evaluacion diferencias competitivas The Risk Rating Agencies origin evaluation procedures competitive differences PR1ME Capital Las Calificadoras de Riesgo: su origen, sus procedimientos de evaluación y sus diferencias competitivas

Por: Ximena Peinado  

Así como se le da una calificación a un examen o al rendimiento académico de un alumno, los países, las instituciones financieras y las empresas también son asignadas a una clasificación dependiendo de su capacidad y voluntad de pago del emisor de deuda. 

Estas compañías permiten a sus usuarios estar completamente actualizados en la toma de decisiones de la inversión, por lo cual generalmente ahorran tiempo y dinero. Para las empresas, contar con una buena calificación es vital para poder encontrar nuevos inversionistas que quieran dar una parte de su capital al desarrollo de la organización. 

Origen de Las Calificadoras de Riesgo 

La clasificación de valores tuvo su origen a final del siglo 19 en Estados Unidos cuando se creó un sistema de información crediticia utilizado por inversionistas e instituciones financieras del país. A comienzos del siglo 20, con el desarrollo de la industria ferroviaria y los bonos que la financiaron, se crearon empresas calificadoras que se dedicaban a estudiar la calidad de estos instrumentos. 

Fuera de Estados Unidos, Canadá fue el primer país externo que creó Canadian Bond Rating Services en Montreal en 1972. Luego, Japón con Nikoi Kensai Shimbum en 1979 ,. y en Europa se consolidó con ·Renta 4 S.A.” en España. En América Latina la primera calificadora de valores se autorizó en Chile en 1988 y fue a la Agencia Calificadora de Riesgo Humphrey’s Ltda.

No obstante, La Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos, la agencia gubernamental encargada de proteger a los inversionistas, sólo reconoce a 9 calificadoras en el mundo. Estas son: A.M. Best Rating Services Inc, DBRS Inc, Egan-Jones Ratings Company, Fitch Ratings Inc, HR Ratings de México S.A. de C.V., Japan Credit Rating Agency Ltd, Kroll Bond Rating Agency Inc, Moody’s Investors Service Inc y Standard & Poor’s Global Ratings.

De estas nueve, las más conocidas son Fitch Ratings, Moody’s y S&P.

Mencionaremos a Standard & Poor ‘s primero por ser la más antigua. Ésta se fundó en 1860 por Henry Poor, quien hizo un registro de todos los financiamientos de los ferrocarriles y los canales de Estados Unidos como una especie de guía para los inversores interesados. La parte de “Standard” se añadió al nombre cuando Poor se unió con la Oficina de Estadísticas Estándar (que examinaba las finanzas de las compañías que no estaban relacionadas con la industria ferroviaria) en los años 40s.

Moodys se estableció en el año de 1909 por John Moody, quien publicó un análisis de las finanzas ferroviarias, calificando el valor de sus acciones y bonos. 

En tercer lugar se fundó Fitch Ratings por John Fitch en 1913. Cada una de estas calificadoras tiene sus propios procedimientos y clasificaciones. 

Sistema de Calificación, ¿qué factores lo deciden?

Las Calificadoras de Riesgo su origen, sus procedimientos de evaluación y sus diferencias competitivas

Afortunadamente, las agencias crediticias globales han comenzado recientemente a publicar sus criterios de calificación para justificar los cambios de calificación que tienen los países o empresas. 

El análisis de cada empresa o país es decidido por un comité de  entre cinco y ocho personas, según S & P. Las calificadoras basan su evaluación en una variedad de atributos financieros y comerciales que podrían influir en el reembolso, algunos de los cuales pueden depender del emisor del bono (es decir, quien da el préstamo).

Las razones de los ajustes de calificación varían y pueden estar ampliamente relacionadas con cambios generales en la economía o el entorno empresarial, o centrarse de manera más estrecha en circunstancias que afectan una industria, entidad o emisión de deuda individual específica.

El proceso para obtener una calificación crediticia en un tema en particular generalmente comienza con una solicitud de la empresa que ha expresado interés en obtener una calificación antes de la emisión de un bono; después se programan una serie de reuniones entre al empresa y la calificadora para adquirir la información necesaria para poderle dar una calificación justa. 

En general, el potencial de crecimiento de una empresa, sus requisitos de capital, el grado de competencia en su mercado y entorno industrial, su diversificación productiva y estructura de propiedad se incluyen como riesgos comerciales.  Los juicios subjetivos a menudo juegan un papel importante en esta parte del proceso de calificación. La capacidad de una empresa para cumplir con su deuda se puede ver claramente por las calificadoras a partir de sus estados de resultados, balances e índices indicativos de desempeño financiero.

El segundo indicador financiero más importante es si una empresa se ha extendido demasiado: esto se puede medir a través de la medida de su apalancamiento de deuda.

El tercer indicador financiero más importante mide la rentabilidad y la eficiencia de la empresa.

Finalmente, también se consideran otros riesgos financieros, como si la empresa puede soportar los ciclos económicos y la flexibilidad financiera en un escenario de estrés. Sin embargo, estas pruebas de estrés no se basan en pronósticos reales del desempeño futuro de la empresa. Más bien, generalmente, se basan en el desempeño pasado de la empresa según lo revelan sus estados financieros de 3 a 5 años.

Algo que también puede influir en la calificación es el país en donde están y si están ubicadas áreas que pertenecen a la OCDE, ya que los riesgos país (representados por los riesgos soberanos) están estrechamente relacionados con los riesgos a nivel de empresa. Se entiende que, hasta cierto punto, una relación tan estrecha entre las calificaciones de las empresas y las calificaciones soberanas es justificable.ç

A pesar de contar con un procedimiento estricto, las calificadoras han sido objeto de mucha crítica a través de los años. Conocidos medios independientes como “The Conversation” han exteriorizado la opinión que tienen muchos: las calificadoras pueden ser más perjudicantes que aportadoras al sistema económico. Como todo argumento, tiene su razón detrás. 

Pero esa razón sólo la podrás saber si sigues nuestras redes y continúas leyendo la nueva serie de Agencias Calificadoras que Pr1me Capital tiene para ti. 

Fuente: Academia, BBC, Moody’s analytics, ‘How do Global Credit Rating Agencies Rate Firms from Developing Countries?’ by Li-Gang Liu and Giovanni Ferri, The Conversation. 

49


A %d blogueros les gusta esto: